En todo negocio hostelero, es muy común escuchar quejas como: “la comida está fría”. ¡O peor! “Tengo más media hora esperando que me traigan la carta”. O, el dramático, “traigan un suero que me estoy muriendo de hambre, ordené hace una hora y aun no me han servido”. Incluso clientes que llegan al extremo de retirarse sin esperar la comida debido a la tardanza. Este tipo de situaciones dañan la imagen de tu negocio y hacen que pierdas la fidelidad de tus clientes. Por esa razón, te daremos algunos consejos para evitar los malestares y quejas de los comensales.

servicio de camareros

Quejas sobre el servicio

La mayor parte de las quejas de los usuarios de un local de comida o de un bar, están dirigidas al servicio. No solo a la tardanza en la atención de los camareros. O, a su falta de interés y de buenos modales en la atención.

También, son comunes las quejas sobre situaciones vinculadas a la higiene o limpieza del local, vajillas, cubiertos, manteles, o los cuartos de aseo. A ese tipo de reclamos se le suman los que son sobre la calidad de la comida que no luce o sabe como se espera de acuerdo con la descripción del menú. 

En cualquier caso, se trata siempre de situaciones que son parte de la responsabilidad de la gerencia. Porque incluso, cuando son fallas propias del personal de servicio como los camareros, los cocineros o el personal de limpieza. La supervisión, entrenamiento y control de este tipo de personal es siempre una obligación que recae directamente sobre la dirección de un restaurante.

Hay otras quejas que no tienen que ver con el personal, sino con el modelo de atención. Por ejemplo, los retrasos en la atención a los comensales, o la comida servida fría, tiene que ver con la forma en que organizas a tus camareros.

Cómo mejorar la atención de tu restaurante para evitar los malestares de los comensales

Forma a tu personal

Cuando se trata del personal de atención, en especial los camareros, y los hostess o Maître de un restaurante, o los bartender de un bar, igual que el personal de cocina o de aseo, el entrenamiento es la clave. Prepara constantemente a tu personal. Para eso puedes aprovechar aquellos que tienen más experiencia para que ayuden a los más novatos. También puedes contratar expertos para que los formen, o si tu conoces a cabalidad las funciones, puedes ser el instructor directo.

Otro aspecto importante es que debes mantener una supervisión permanente del desempeño de este personal. Para hacerlo de manera eficiente debes establecer claramente cuáles son las actividades que deben realizar en cada una de las funciones que cumplen esos trabajadores, y cuál es el resultado que esperas. Señala algunos puntos que resulten claves, para que ellos también puedan hacer una revisión previa de su trabajo.

La tecnología acude a tu auxilio

Para evitar quejas por la tardanza en la atención de los mesoneros para llevar una carta. O la demora para servir la comida. Incluso, algo peor, servir comidas frías o a temperaturas inadecuadas, o confundir los diferentes platos entre comensales. La solución pasa por mejorar el modelo de atención de tu local. Para eso, la tecnología ofrece soluciones muy interesantes que debes considerar.

Hacer uso de dispositivos como el pulsador para llamado de camareros, o una carta digital, es una solución muy inteligente, que te puede permitir aminorar el tiempo de atención, haciendo casi inmediata la respuesta a las necesidades del comensal. Colocar un pulsador en la cocina, para avisar al personal de las mesas que una comanda está lista, le puede permitir a ellos servir la comida a tiempo y aún caliente.

Así mismo, el pulsador de camareros permite un modelo de atención que disminuirá el tiempo de permanencia de los clientes en la mesa, lo que aumenta la rotación y te puede a ayudar a evitar las largas colas de espera por una mesa en la entrada de tu local. Una situación que además de generar quejas y malestar en los clientes, los corre. Porque a nadie le gusta esperar, si llegas a un restaurante y ves una larga cola lo más probable es que te marches a otro lugar.

Otro dispositivo que puede ser muy útil es el uso de la carta digital, lo que le permitirá a los camareros tomas las órdenes con precisión y saber, qué desea cada quién, y a la cocina, preparar las comandas con la precisión que los clientes demandan. También gestionar las reservas de forma precisa, y así evitar que un cliente llegue, confiado en su reserva y cuando la busquen en el libro, no aparezca por ningún lado, y no haya mesa disponible.

Le recomendamos la siguiente empresa tecnológica referente en este sector siguiendo este enlace.

La mejor atención es tu mejor estrategia

En cualquier caso, como manager de un negocio de comida, debes atender los reclamos de los clientes cuanto antes, investigar las causas y evitar que la situación se repita. Lo primordial para la salud de restaurante o terraza, es detener estos reclamos antes de que pasen del malestar en persona hacia los comentarios en las redes sociales, lo que puede arruinar la imagen marca de tu local y hacer mella en tu clientela. Y recuerda siempre la mejor manera de evitar los malestares de los comensales  es prestar atención a los detalles y brindar una atención esmerada a tus clientes, que son lo más importante para ti.

.